martes, junio 15, 2004

Initiative comes to those that wait!

La paciencia es una gran virtud. Aquel que sabe esperar puede disfrutar de grandes cosas.

Hace unos seis años saqué una beca de estudios en mi preparatoria. Con dicha beca yo tendrí­a dinero suficiente para comprar un coche, así­ que mi madre me dijo que empezara a ver precios para escoger uno apropiado para mí. Yo realmente querí­a un coche a la voz de ya. Total, empecé a ver precios y comparar caracterí­sticas para ver cuál serí­a la mejor opción. Cuando le llevé los coches posibles a mi madre ella me dijo: "Puedes esperar un poco y tal vez nos alcance para comprarte uno mejor o puedes tener uno de los que has visto ya". Mi decisión fue tener uno ya; entonces compramos el tsuru gs1 que tengo hasta la fecha, con cuatro velocidades y sin aire acondicionado. De haber sido un poco más paciente y esperado alrededor de un mes habrí­a comprado uno con aire acondicionado y cinco velocidades.

Esto me dice, por supuesto, que hay que saber esperar. A veces, las cosas buenas se hacen esperar.

Entonces, he de ser paciente y ya veré a dónde llego... Mientras, seguiré siendo lo mejor de mí­.

0 comentarios: