sábado, junio 12, 2004

Sin fuerza

Hoy más que nunca necesito hablar con ella.

Hoy, más que nunca, me siento solo, deshauciado, abandonado y sin esperanzas.

Sólo hay dos cosas que ahorita me podrían ayudar a disminuir esta terrible depresión. Una sería hablar con ella, saber que todo se arreglará, arreglar todo hoy...

La otra... La otra sería saber quién es la persona que me lee y me dedica los comentarios que tengo en el blog. Me gustaría platicar con esa persona. Sobretodo me gustaría comprobar que no es ella, así sabría por completo que ya soy historia.

De todo esto también he aprendido que cada quién tiene su propia forma de amar. En mi realidad yo amo. Y cuando yo amo lo demuestro de cierta forma... No obstante, eso no quiere decir que todo el mundo deba demostrarlo igual.

Lo curioso es que, de cierta forma, este blog es una plegaria. No en su totalidad, ya que he escrito cosas para mi padre también. Sin embargo, es una plegaria.

He decidido cortarle el habla a mi amada. He decidido sufrir lo insufrible por mi bien.

No sé hasta dónde llegará todo esto.

Sé que yo quisiera repararlo todo, también sé que no es posible. Ella nunca fue mía. De haberlo sido, ella volvería... Por lo menos así lo dice la sabiduría popular.

No sé cuánto tiempo más aguantaré sin hablarle. Es muy curioso, no conozco hasta la fecha situación que me haga darme por vencido al 100%. Como diría una prima mía... "Aún no se ha casado, todavía hay chance"

Si tan solo tuviera una segunda oportunidad...

Honestamente, no sé qué pasaría, a veces creo que todo iría muy suave, a veces pienso que me costaría mucho trabajo volver a ella. Después de todo, el más lastimado he sido yo.

En fin, tal vez nunca lo sabré ya que, por lo visto, ella no intentará algo. Como dije antes... SOY HISTORIA
JA!, Se siente curioso ser un muerto en vida.


0 comentarios: