domingo, enero 23, 2005

Rico

Ayer por la noche decidí que estaría bien rico dormir solo.
Por ende, llegué a casa de mi awela (ayer dormí ahí) y subí al tercer piso --el tercer piso vendría siendo una pequeña salita de lectura que nadie usa y está, aunque limpia, abandonada. Subí conmigo unas cobijas, unas sábanas, apagué la luz (boca de lobo) y me recosté, completamente solo (algo muy raro en mí) y callado...

He de decir/aceptar que en meses no dormía tan rico. Desperté de un buen humor inigualable y con mucho más disposición para aceptar mi realidad.

Hace tiempo que no sentía tanta felicidad.

2 comentarios:

Mophsus dijo...

Mi estimado Gurú, mientras no se acostumbre a dormir solo, todo va bien,acuerdese que todo en solitario no está bien.

saludos y un abrazote

Xquenda dijo...

imagino que has de dormir con tu novia, verdad? yo duermo con mi hijo el tiene su cuarto pero pocas veces duerme en su cama, ahora lo dejo dormir conmigo debido al frio, es muy loco y se destapa. Cuando se queda los fines de semana con su papà yo duermo a mis anchas aguuusto en toda la cama para mi solita, es riquisimo abrazar la almohada y patalear bajo las sabanas de felicidad, retorcerse y acurrucarse en cualquier lado de la cama. mmmmmhh que rico!